jueves, 17 de marzo de 2011

El zumo magico.

Todas las mañanas que podemos, y nos lo permite el tiempo que siempre lo llevamos muy ajustado, desayunamos con "fundamento" como digo yo. Con el zumito de naranja recién exprimida, tostada con mantequilla y cola cao, vamos, como todo el mundo . Aunque nosotros hechando un carro de paciencia, pues a Asier la leche le cuesta tomarla una eternidad.
El otro dia Asier se levantó con un poco de dolor de garganta y le comenté que el zumo le iba a venir muy bien, que era mágico y que se le iba a quitar el dolor . Yo, inocente de mi, haciendo incapie en eso de la Vitamina C, le llene el vaso hasta arriba y le hice que se lo tomara todo.
Pero cuando termino me dijo. """" Ama, este zumo no es mágico, este zumo tenia hormigas y me están picando""""".
Así que ahora no hay manera de que tome un zumo sino es de caja, porque dice que estoy equivocada, que los zumos no son mágicos , y que tienen hormigas ...dejaremos la magia para los espectáculos.

2 comentarios:

sarah dijo...

Qué imaginación con lo de las hormigas! La verdad es que tienen su razón Asier con lo de las naranjas.
Has probado los kiwis en trocitos con un poco de azúcar por encima? Están fantásticos también como desayuno.
Un abrazo, Bego!

Fernando dijo...

Hola Bego, como bien dices la magia para los espectáculos, las cosas sencillas de cada día son mucho mejor.

Un abrazo. Fernano.