viernes, 11 de junio de 2010

Las Palabras Magicas

Ayer antes de irse Asier a dormir, como siempre el ritual de la cama, al ir a darle un beso me dijo casi en un susurro "" Ama te quiero mucho, no lo olvides, vale "" Es muy cariñoson y siempre me dice algo, pero ayer me fui de su habitación con una sonrisa que se me salia de la cara.
Me hizo recordar un articulo de una revista, me gusto tanto que lo guardé. Espero que os guste.



"Es de familia " parece una expresión sacada de cualquier película protagonizada por la mafia italiana. Con toda la connotación que ello conlleva, si " es de la familia " es un ser protegido, intocable. Y así nos sentimos muchas veces, arropados y arropados por nuestra Familia, protegidos y seguros porque pertenecemos a algo. Es algo que habla de nuestro origen, de nuestras raíces; es, en definitiva, un forma de situarse en la vida. Pero un vinculo afectivo tan fuerte nos impide que seamos expresivos. Anoche reflexionaba sobre este tema ya me preguntaba a mi misma ¿ cuando ha sido la ultima vez que le has dicho a tu padre o a tu madre que les quieres mucho ? , ¿cuantas veces has abrazado a alguno de tus hermanos y les has expresado tu cariño?, ¿ cuando has mirado fijamente a los ojos a alguna de tus hijas y les has dicho " Te quiero con locura, no lo olvides nunca " ?
Practicamos mas la expresión afectiva con amigos y amigas que con nuestra propia familia. Y es que damos por hecho que como somos familia no es necesario abrazarse, besarse y decirse lo mucho que nos queremos porque es obvio, ! cómo no vas a querer a un hermano ! Ya les demostramos día a día con nuestro esfuerzo, cariño y en muchas ocasiones, con nuestro sacrificio, que le adoramos. Pero esto no es suficiente, debemos decírselo, sí, abrazarles y decirles: "" TE QUIERO , ¿ lo sabias "". Porque quien escucha estas palabras siente una emoción infinita y no hay mayor satisfacción que sentirse querida. Quien escucha esas palabras se deshace, y si mantiene una pequeña barrera ante ti, esta se desploma; y con tu expresión directa él o ella también aprende a expresar lo que siente en su interior. Practiquemos entonces la terapia de las palabras mágicas. Corre ahora, ve y dile: TE QUIERO.
No soy besucona, no abrazo demasiado, pocas veces digo te quiero, aunque ultimamente he aprendido a pronunciar mas estas palabras; y según voy soltando te quieros por la vida mi corazón crece y crece. Parece que late con mas fuerza.
Funciona , pruebalo !

Periodista Ana Urrutia .

4 comentarios:

Graciela dijo...

Bego hola :)

Es de familia sí, muy bonito escrito.
Con los años se pierde a veces el beso de las buenas noches, por ahí les recuerdo a mis hijas, me recuesto con ellas y les digo 'sabes que mami te quiere mucho' y nos abrazamos.

Abrazos!

Cristina dijo...

Qué preciosidad...debes estar loquita de amor por Asier!!Qué cielo de niño,para comerselo! Y sí, siempre hay que decirnos te quiero...un beso y te quiero...és lo mejor que una familia puede hacer por mantener vivo el amor entre todos...no cuesta nada hacerlo y se da tanto,tantísimo con estas palabras y este gesto...un besazo!!

María mamá de Javi dijo...

Que rico Asier!!
Yo son palabras que procuro tener siempre muy presentes y sueño con el día que me las diga Javi, y hasta que llegue procuraré dedirselas muchas muchas veces.
Muchas gracias por compartir este artículo tan bonito.
Muchos besos

QueridoQuique(Concha) dijo...

Hombre... esas cositas como lo que te ha hecho Asier, es lo que hace que se le caiga a una la baba. Cuento un anécdota, ayer llegué del trabajo y mi marido y mi hija estaban arriba en el ordenador, así que entré en casa y dije ¿quién hay aquí? Y Quique me contestó: "yo" ME LO HUBIERA COMIDO, OS LO ASEGURO.
Un beso muy fuerte para tí y también para nuestras amigas Graciela, Cristina y María, que veo que andan por aquí.
Buen fin de semana.